Esta rubia había sido arrestada y puesta en prisión porque aunque tenga esa carita de ángel caído del cielo, resulta que dentro ocultaba a una auténtica ladrona, una chica que se pasaba las leyes por el coño y por ese motivo la encerraron. La chica, que quería salir de la cárcel a toda costa, no encontró otra forma más sencilla de hacerlo que follarse al encargado, un negro bien alto que no pudo resistirse al cuerpazo de la rubia…

⇓ Descargar Vídeo HD